alimentación complementaria bebés cuando dar carne pescado

Después de los capítulos anteriores en los que os hablamos sobre la alimentación complementaria y la introducción de las frutas y de las verduras, ahora es el turno de la introducción de la carne, el pescado, los huevos y las legumbres.

Es el tercer grupo de alimentos después de los cereales, verduras y frutas. La carne es el primer alimento de origen animal que consume el bebé y por eso debemos introducirlo de forma progresiva. Os recuerdo que pese a todos los alimentos nuevos que le vamos dando, la leche (preferiblemente materna) debe seguir siendo el alimento principal en la dieta del bebé.

¿Cuándo y cómo introducir la carne, el pescado, los huevos y las legumbres a la alimentación del bebé?

Pollo, pavo y ternera son las carnes por las que se suele empezar la introducción de carne en la alimentación complementaria de los bebés, para posteriormente ir introduciendo otras como el cordero o el cerdo.

Durante el primer año no incorporar charcutería, salvo el jamón, ni vísceras, salvo el hígado. Se podrá dar charcutería de forma muy ocasional a partir de los 12-15 meses.

*Fuente de información: Recomendaciones de la Asociación de Pediatría de Valencia. Consulta siempre con tu pediatra porque las informaciones, tendencias y conocimientos al respecto varían y cambian. Contamos experiencias personales, con tres hijos, tres maneras distintas según recomendaciones de tres pediatras…

Alimentación complementaria del bebé introducción de la carne pollo

Pollo: El pollo es la carne blanca más digerible y menos alérgena. Lo ideal es dársela, las primeras veces, en puré, batiéndola con otras verduras que ya le hayamos introducido previamente. El pollo debe introducirse sobre los 6 meses y suele gustar mucho por su suavidad. La pechuga o muslos son las partes más jugosas.

Ternera: Lógicamente hemos de retirar aquellas partes de grasa, nervios o más duras que pudieran hacer que el bebé lo rechazara. Igualmente las primeras veces hemos de mezclarlo con verduras ya introducidas.

alimentación complementaria bebé introducción carne ternera
Alimentación complementaria bebé introducción del pavo

Pavo: El pavo es una carne muy ligera y muy poco grasa, lo cual hace que sea una de las carnes más saludables. Se puede cocer con la verdura, pero como mejor está es asado o en estofados y guisos.

Cordero: El cordero es una carne más contundente y por eso antes de cocinarla hay que quitar la grasa, muy fácil de separar. Es del grupo de las carnes rojas y aporta más hierro y más sabor que las anteriores y suele gustar mucho a los niños. A Nico le encantaba y se lo empezamos a dar con unos 10 meses. Entonces eran lo que recomendaban.

alimentación complementaria introducción del cordero blog mimuselina
Introducción de la carne al bebé cerdo

Cerdo: El cerdo debemos equilibrarlo con el resto de los alimentos. Hay que tener en cuenta que la carne aporta principalmente proteínas y por ello es muy necesaria. Se comienza a meter en los purés sobre los 10 meses.

Sobre cómo y cuándo darle pescado a un bebé, hay que tener en cuenta que tanto el pescado blanco (merluza, rape, pescadilla, lenguado, gallo…) como el pescado azul de tamaño pequeño (salmonete, sardina, jurel, caballa, boquerón, arenque, bonito del norte..) se pueden incorporar a partir de los 6 meses.

Por tradición y porque el pescado azul es más graso y tiende a digerirse peor, suele empezarse por el blanco y luego el azul.

Tened mucho cuidado con las espinas, manosearlo bien y limpiarlo perfectamente antes de dárselo al bebé, sobre todo si practicáis el baby led weaning y le dais los trozos directamente sin pasarlos a puré. El pescado congelado tendría el mismo valor nutritivo que el pescado fresco.

Tened en cuenta otra advertencia: en embarazadas y niños menores de 3 años debe evitarse el consumo de pescado azul grande, como el pez espada, el emperador, el cazón, la tintorera, el atún rojo, el tiburón o el lucio, por su alto contenido en mercurio.

Alimentación complementaria del bebé introducción de carne pescado blanco

Pescado Blanco.  A mi peque siempre le ha gustado mucho el pescado, pero no a todos les resulta fácil ya que es un alimento radicalmente diferente a lo que habían probado. Como consejo práctico de madre os diré que al hacerle el puré de pescado blanco con verdura, es mejor que sea poquito pescado y con el tiempo ir aumentando la ración del pez.

Pescado azul: son los pescados que nadan en las zonas más profundas y/0 frías de los mares y océanos, por lo que tienen más ácidos grasos y omega 3 indispensables para el óptimo funcionamiento cardíaco. Los más comunes son el atún, la caballa, el salmón, la sardina, el arenque…

Tienen un sabor más intenso por eso conviene empezar primero por los blancos e igualmente con estos pescados, ir aumentando las cantidades. Ojo con las raspas porque muchos de estos peces tienen muchas raspitas finas que hay que eliminar muy bien.

Alimentación complementaria pescado azul

Por ejemplo si dais los nuevos alimentos triturados, tanto el pescado como la carne se añadirán a ese puré de verduras, por ejemplo primero unos 20-30gr y cuando vaya creciendo, en torno al año, ya la mezcla será un 30-40gr de carne o pescado.

Si practicáis baby led weaning fijaos en que los trozos tengan un tamaño adecuado, o desmigar pescados y carnes en la medida de lo posible.

A la hora de introducir las LEGUMBRES se puede hacer en pequeñas cantidades de 2 a 3 veces a la semana. Las más comunes son los garbanzos, las lentejas, las alubias o los guisantes. Durante el primer año sería conveniente prepararlas peladas o pasadas por el pasapurés, para disminuir el exceso de fibra. A partir del año podéis dárselas enteras.

Alimentación complementaria bebés legumbres

Legumbres: En mi caso comencé con las lentejas sin piel y lo batía con patata y zanahoria… Debéis tener en cuenta que las legumbres pueden darles un poco de gases. Lo ideal las primeras veces es quitarles la piel para que no sea demasiado indigesto y ya las siguientes veces ir probando. Lo mismo con garbanzos, judías blancas… por su cremosidad a los bebés suelen gustarle bastante las legumbres.

Huevo. A partir de los 6 meses se puede introducir el huevo cocido y triturado, primero la yema y después la clara. Se puede añadir a los purés de verduras en lugar de la carne o el pescado, y así ir variando e introduciendo los nuevos alimentos. No hay que dar merengue ni huevo crudo.

Cuando tenga 6/7 meses comenzamos hirviendo el huevo y una vez que sea huevo duro, únicamente echar en el puré la yema. Hacerlo así unas 3/4 veces, eso sí, que no sea en la misma semana que tampoco se puede abusar del huevo. Y después ya podemos introducir la clara también siempre hervida. A partir del año ya podemos hacer tortillas y otras formas de preparar el huevo que no sean únicamente hervidas.

alimentación complementaria bebé el huevo

Espero que os hayan resultado útiles esta serie de post dedicados a la introducción de los alimentos. Aún así, cada pediatra os irá dando pautas precisas, además que van cambiando las tendencias, y se van actualizando estudios y conviene hacerles caso ante la más mínima duda.

Dejad que los niños experimenten y disfruten con la comida. Para ello es importante si es puré dejarles saborearlo, no meter una cucharada detrás de otra súper rápido, y si es baby led weaning dejarles que lo toquen y manipulen. Para ello siempre deben estar bien protegidos por un buen babero.

En Mimuselina lo sabemos y más con la experiencia de 3 bebés. Por eso hemos puesto especial empeño en crear baberos de lo más prácticos y a la par bonitos. Como nuestro babero Baby Led Weaning plastificado o los baberos de rizo con goma para su autonomía a la hora de ponérselo y quitárselo solitos, con colores súper originales. ¡A comerse el mundo!

alimentación complementaria bebé introducción de la fruta babero resinado mapamundi
Babero rizo goma mimuselina especial guardería y escuela infantil