Consejos para viajar con los bebés en el coche

Todavía me acuerdo de la primera experiencia de viajar en coche con mi bebé… Sólo tenía 5 meses. Se me hacía un mundo coger el coche para más distancia que la habitual de las compras, casas de los abuelos y poco más. Poner kilómetros por delante me parecía una auténtica locura. Fue una hora y media, pero se me hizo ¡eterna!

Hasta ese momento los viajes más largos los había hecho en pareja, nunca sola. Y no es para nada lo mismo viajar acompañada. Es importante hacer una lista con todo lo necesario teniendo en cuenta el tiempo que estaréis fuera y el tiempo que pasaréis en el coche. Ten siempre presente esto para viajar en el coche con bebés y irá todo bien:

Consejos para viajar en el coche con bebés

Además de saber qué llevar para viajar en coche con un bebé conviene tener en cuenta ciertas indicaciones como ¿cuánto tiempo puede viajar un recién nacido en la silla del grupo 0 o maxicosi? Antes os montabais en el coche y si no había necesidades no se paraba… ahora es distinto. Los bebés no pueden pasar más de un determinado tiempo en la misma posición y tendréis que parar más a menudo…

Bolso del bebé a punto:

Para el viaje lo mejor es tener siempre «a mano» todo lo que podáis necesitar: un bolso con cambiador, pañales, muselinas, cremita, muda de recambio, baberos. Se puede producir un estropicio en cualquier punto del viaje, así que viaja siempre con un bolso listo con todo lo que tu bebé necesite. Y nada de meterlo en el último hueco del maletero. Llévalo súper cerca y a mano.

Espejo retrovisor

Es importante llevar un retrovisor para ir viendo al bebé, sobre todo cuando viajéis solos con él. Así con un simple vistazo veréis que está todo bien. No debéis distraeros ni estar mirando continuamente para no tener accidentes. Son vistazos cortos y rápidos pero os dará tranquilidad visualizar que está todo ok.

cuco mini cuna portatil viaje en coche con bebés

Salir con tiempo:

Cuando viajas con recién nacidos, bebés o niños, las prisas no son buenas. Así que será mejor salir con tiempo suficiente. Así podréis ir más tranquilos durante todo el viaje y podréis hacer las paradas que consideréis necesarias, especialmente si el viaje es largo. Es recomendable hacer una parada como mínimo cada 180-200km, pero si tiene que ser antes, ni lo dudéis.

Atemperar el vehículo:

Ya sea en invierno o en verano, y aunque pueda parecer algo obvio, es necesario hacerlo para evitar cambios bruscos y que tu bebé los sufra. Si tenéis el vehículo al sol, abrid las ventanas y las puertas, que circule el aire, poned el aire acondicionado y cuando el «micro-clima horno» de vuestro coche haya bajado temperatura, entonces, montad al bebé, no antes. Los bebés son muy sensibles a los golpes de calor. Igualmente si es pleno invierno y tenéis el coche aparcado en el exterior y cuando vais a cogerlo tiene hielo en los cristales. Mejor poner la calefacción y cuando haga una temperatura adecuada, entonces meted al baby.

Es importante tener en cuenta determinados aspectos y riesgos a la hora de viajar con bebés y calor.

Evitar los atascos:

A veces son impredecibles, pero si podéis intuir que va a haber atascos, retrasad o adelantad el viaje. Es decir, evitar las «horas punta», los viernes a las 3 de la tarde de salida de una capital… Es preferible viajar de noche que estar dos horas atascados. Hoy en día, con la cantidad de aplicaciones que avisan del estado del tráfico en el momento, te será muy sencillo preparar tu viaje. Yo, si puedo, y el viaje sobrepasa las 3 horas, hago coincidir el viaje con la siesta por ejemplo, y así no se hace tan largo. Si ya es más de 4h, viajamos de noche. Es un acierto.

En este sentido os recomiendo empezar el viaje en un momento en que vuestro bebé esté dormido. Se os hará más fácil y más corto si aprovecháis para avanzar en km mientras el peque duerme.

Debéis tener en cuenta que los bebés en el huevo o «Maxi Cosi» no es recomendado que pasen más de una hora y media. Deberéis parar entonces, que el bebé estire y recupere posición. El por qué de este plazo os lo contamos aquí.

viajar con bebés evitando los atascos en la salida de las ciudades

Ropa cómoda:

Es fundamental. Para viajar en coche con un bebé, el pequeño deberá vestir ropa ancha y cómoda, de fibras naturales como el algodón, suave, cómoda y transpirable. Pero lo mismo que para el bebé, para ti. Así conducirás con más relax.

Agua fresca:

Con el calor sobre todo, es importante que el bebé permanezca hidratado en todo momento. Os recomendamos llevar una neverita pequeña para el viaje, con un biberón de agua fresca y algún puré de fruta para el camino. Además, seguro que vosotros también lo agradeceréis. Los bebés que toman pecho no necesitan agua, los que toman leche de fórmula sí os recomendamos ofrecerle agua a menudo.

Manta de abrigo: 

No sabéis los imprevistos que pueden surgir y si viajáis en invierno es importante tener ropa de abrigo para el bebé por si os quedáis tirados o deja de funcionar la calefacción.

No lo dejes sólo en el asiento trasero: Irá más entretenido y podréis estar más cerca de él por si necesita algo. Sobre todo si son muy bebés y viajáis los dos papis, uno puede conducir y el otro ir detrás con el peque. Cuando vaya creciendo no será necesario tanto por lo que pueda demandar el bebé sino por entretenerlo, cantando o jugando con él…

Llevar entretenimiento: Es interesante que el bebé permanezca entretenido durante el viaje. Hay muchos bebés que nada más notar el vaivén del coche, se duermen. Otros, sin embargo, no quieren perderse nada de lo que sucede a su alrededor. Si tu peque es de estos últimos, lo mejor es llevar algunos de sus peluches favoritos o juguetes para que se haga más corto el trayecto. Por ejemplo una pizarra viajera enrollable, portátil, fácil de limpiar y con la que podrá estar entretenido si algo más mayor.

viajar con bebés en coche consejos y trucos

Parasol de ventana:

Para nuestra generación, nuestros padres pillaban una toalla con el cristal para evitar que nos diera el sol directamente. Yo con mis peques utilizo una muselina y el mismo sistema, pillarlo con la ventanilla. También podéis usar un parasol para evitar que los rayos le incidan directamente en la cara y esté molesto durante el viaje.

No olvides el botiquín: 

Si no lo has metido en la bolsa con todo lo del bebé, conviene tener a mano siempre un botiquín en cualquier trayecto en coche.

Sillas de seguridad:

Más que un consejo o truco para viajar con bebés en coche, haré un apunte a la sillita de seguridad del vehículo. Ya haremos un post específico más adelante, pero de momento hago una y mil veces hincapié sobre lo importante que es laSEGURIDAD.
Con bebés y niños pequeños, toda precaución es poca, y a pesar de que existen infinidad de modelos y marcas, comprar una buena sillita para bebé o niño, es una de las mejores inversiones que podéis hacer.

Los niños y bebés deben ir atados durante todo el viaje. Deberéis tener en cuenta que la silla sea homologada y adecuada a la talla y el peso de vuestro hijo. Para los bebés de hasta 9-12 meses deberéis optar por las sillitas del grupo 0 que sirven para bebés que no pesen más de 10kg. La sillita se colocará en el sentido contrario al de la marcha y el bebé deberá ir sujeto mediante un sistema de arneses.

Y ahora sólo queda disfrutar del viaje allá donde os hayan conducido los km recorridos.