¿Tu bebé tiene frío? ¿Cómo identificarlo?
¿A cuántas de vosotras os ha pasado? Puedes tener frío tú y pensar, ¿tendrá el mismo frío mi bebé? ¿Soy yo muy friolera y a lo mejor él no tiene tanto frío? Yo es una de las cosas que peor llevé cuando mis peques eran bebés… Ahora por suerte me lo dicen ellos: «mami tengo frío, mami tengo calor» pero… ¿Cómo saber si mi bebé tiene frío?
Porque además de mis dudas (soy friolera máxima por naturaleza) siempre había alguien que me decía: «Abriga al bebé, que va a coger frío» y a la vez alguien que te aconsejaba: «no lo tapes tanto que va a sudar y con los cambios de temperatura es peor»… En fin, estáis conmigo en que es un dilema saber si arropamos y abrigamos de más a nuestros peques o de menos. No queremos pasarnos ni por exceso ni por defecto, ni que suden ni que se resfrien…
Arrullo manta para bebé mimuselina

Arrullo para bebé (Mimuselina)

Lo primero que debemos saber es cómo regulan su temperatura los bebés.

La capacidad que tiene el cuerpo para mantener un equilibrio entre la producción y la pérdida de calor para que la temperatura se mantenga dentro de unas medidas normales se denomina termorregulación.
Un recién nacido tiene una capacidad de producir calor limitada y sin embargo, los mecanismos por los que pierde ese calor son muy altos porque su piel es muy delgada y tiene muy poca grasa a nivel subcutáneo.
Por eso no es bueno abrigarles demasiado, porque de igual manera que pueden enfriarse rápido en momentos de frío, también absorben el calor en ambientes cálidos. ¿Qué problema hay con esto? Pues que en los recién nacidos la función de la sudoración está limitada y más aún si el bebé es prematuro. Sus glándulas sudoríparas aún son inmaduras y de si los adultos y los niños mayores pueden defenderse del calor sudando, los recién nacidos y prematuros no, por eso no es bueno agobiarles demasiado. Además abrigarles demasiado puede producirles fiebre e incluso los puede llegar a deshidratar. Si suda más de lo debido empapará la ropa y esa humedad es mucho más peligrosa a la hora de ponerse malito que el propio frío.
¿Os estoy haciendo más lío aún verdad? No os preocupéis… Ahí van unos consejos prácticos

 Trucos para detectar si los bebés tienen frío

-Lo primero que os diré es que no os dejéis guiar por las manos o los pies porque la mayoría de los bebés suelen tener las manos y los pies fríos, ya que su circulación sanguínea todavía no está plenamente desarrollada. Pero esto no quiere decir que tenga frío.

La mejor manera para saber si el bebé tiene frío es tocándole las piernas, los brazos , la nuca y el cuello. 
 
-Mirar sus carrillos o mofletes, si están muy rosados puede ser que tenga mucho calor.
-Mejor utilizar algodón que compensa los cambios de temperatura.
No utilices una sola prenda demasiado gruesa, mejor varias más finitas.
-En el cochecito seguramente llevará la funda del cochecito y una mantita, por lo que igual no es necesario ponerle también abrigo o buzo.
Arrullo para abrigar al bebé manta de coralina súper calentita

Arrullo para bebé (Mimuselina)

Arrullo mimuselina para proteger al bebé del frio

Arrullo, manta para bebé (Mimuselina)

-El saber popularnos dice que siempre deben llevar una capita más que los adultos, por ejemplo, si un adulto lleva jersey y abrigo, pues ellos el body, jersey y la mantita o abrigo.
-Si ves que por la cabecita puede perder mucho calor y tú llevas gorro y bufanda, puedes ponerle uno no muy gordo dentro del cochecito, pero vigila que no llegue a sudar. Si pasa esto, llévalo a un lugar más fresquito, quítale algo de ropa e incluso abanícalo para que el calor no le afecte. Si es más mayor deberéis darle líquido. Si notáis algún síntoma extraño vinculado al calor no dudéis en acercaos a urgencias. (En niños más mayores, ese gorro con bufanda que le tape los oidos puede progeterle también de posibles otitis)
-Ojo con las fundas para la lluvia. Usar lo justo y necesario. A mí siempre me han dado mucho agobio. Ver a los peques ahí plastificados, ufff. Para que no se genere un efecto invernadero o pueda llegar a faltarle oxígeno, hay que utilizarlas lo necesario incluso si es con alguna apertura para que circule el aire, mejor.

Intentar evitar los cambios bruscos, pasar de mucho calor a mucho frío, las corrientes y las temperaturas extremas.

Por ejemplo, en el coche, que muchas veces los montamos con el abrigo, embutidos, que no se pueden ni mover, pues hay que tener cuidado, no sólo por la seguridad de los anclajes, también por la temperatura. Es muy práctico por ejemplo este saco con orejitas para la Maxi Cosi o huevito, que también se puede utilizar en el cochecito. Como lleva aberturas para los anclajes podrás abrigarlo y montarlo fácilmente.
Saco envolvente de orejitas para maxi cosi o huevito

Saco de orejitas envolvente para sillita grupo 0

Si por las noches pensáis que vuestros peques pueden pasar frío porque se destapen os voy a presentar el mejor invento del mundo para ello. Un saco nórdico ajustable, que se pone como si fuera una bajera, y con el concepto del saco de dormir, mediante una cremallera, evita que los pequeños se destapen. Si no lo habéis probado, hacedlo, es lo más. Y si sabéis de lo que hablo, me daréis la razón. Además como mami doble y ahora camino del tercero, os digo que la cama se hace súper rápido y que cuando los peques van siendo mayores, la hacen solitos con mucha facilidad.

Saco nórdico ajustable con bajera para cuna o cama

Saco nórdico ajustable (Mimuselina)

Saco nórdico ajustable con bajera para cuna o cama

Saco para cuna o cama, ajustable (Mimuselina)

Saco nórdico ajustable con bajera y cremallera para cuna estampado mapamundi
Saco nórdico ajustable para cuna o cama estampado mapamundi
saco nórdico ajustable con bajera y cremallera estampado gris de estrellas
Saco nórdico ajustable para cuna o cama con cremallera, desenfundable

Ya sabéis cómo identificar si el peque tiene frío y las claves para combatirlo.